Posteado por: marcelocassani | 13 de julio de 2021

No se caliente 4.0

En el post de la semana pasada, No se caliente 3.0, pasada vimos las cuatro causas mas comunes de sobrecalentamiento.

Cuando su compresor comienza a actuar de manera inusual, es aconsejable comenzar a investigar las inquietudes desde el principio. La identificación rápida de los problemas evitará tiempos de inactividad innecesarios o futuras pérdidas de producción, dado que se completan las reparaciones o el mantenimiento necesarios.
Pero, ¿cómo puede saber si el problema actual es el sobrecalentamiento? Algunos signos comunes de sobrecalentamiento del compresor incluyen:

El compresor no arranca.
Si su compresor se detiene durante el arranque, o peor aún, no se apaga en absoluto, el sobrecalentamiento podría ser la causa principal. Otros signos relacionados son que el compresor requiere períodos de descanso más prolongados entre ciclos y que el compresor es mucho más lento para alcanzar la operación máxima.

El compresor cruje.
¿Escucha crujidos y crujidos de su compresor, o huele aceite quemado? Eso podría ser una señal de que los componentes internos del compresor no están lubricados adecuadamente. Dado que la lubricación sirve como refrigerante, poco o ningún lubricante eleva exponencialmente el potencial de sobrecalentamiento.

¿Cómo puedo evitar que mi compresor de aire se sobrecaliente?
¡La prevención es clave! En lugar de enfocarse en formas de enfriar un compresor sobrecalentado, ¡esfuércese por evitar que ocurra un sobrecalentamiento!

Tres formas clave de lograrlo son:

Mejore la ventilación interna y externa.
Verifique las rejillas de ventilación de su compresor y asegúrese de que no solo estén limpias, sino que tengan el tamaño adecuado para las demandas de la máquina. También debe asegurarse de que la sala de compresores esté lo suficientemente ventilada; si no lo está, considere reubicar su compresor en un espacio que sea más adecuado. Estas comprobaciones deben realizarse de forma regular.

Inspeccione los niveles de aceite y lubricación. Como se indicó anteriormente, la lubricación actúa como refrigerante, por lo tanto, controle con frecuencia los niveles de aceite y lubricante en su compresor. Además, si el aceite es liviano o parece “aguado” el nivel de calor ya podría ser demasiado alto.

Hasta la proxima,

Marcelo Cassani

Si le intereso la nota, lo aliento a conseguir el libro Aire Comprimido, Guia de Supervivencia donde podría encontrar muchos más consejos para poder mejorar el rendimiento y confiabilidad de su sistema de aire comprimido.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: